• Ignacio Mayorga Alzate

Lucio Feuillet enfila la recta final de su nuevo álbum con “Distraídos”



Lucio Feuillet es uno de los cantautores mejor dotado de la movida cultural colombiana. Aunque desde 2013 venía creando ruido en torno a su nombre con el lanzamiento de Indicio, no fue sino hasta Provinciano de 2017 que el cantautor nariñense encontró la veta artística que debía explorar para que sus canciones se sintieran propias y conmovieran a miles de colombianos que lo han venido encontrando en distintos escenarios culturales del país. “Pinta tu aldea y pintarás el mundo”, escribió Tolstoi y esto es aún más cierto en el trabajo de Feuillet, quien ha encontrado en las músicas tradicionales del sur del país, particularmente de su natal Nariño, la inspiración idónea para explicar todo cuanto lo aqueja, emociona y pone a bailar. Provinciano es un álbum espectacular que celebraba la identidad de uno de los departamentos más ricos en culturas y colores musicales de la geografía colombiana. Ahora, el pastuso se prepara para el lanzamiento de su próximo álbum de estudio, Bailando bailando, con el estreno del sencillo “Distraídos”, que se suma a una serie de canciones que ha venido presentando hace algunos meses.


Feuillet empieza la recta final para presentar su nuevo álbum Bailando bailando, en el que desarrolla una nueva exploración sonora mezclando la inspiración del sonido de las murgas carnavaleras con elementos electrónicos más contemporáneos como los samples, el sintetizador moog y la guitarra eléctrica. “Distraídos” integra elementos de la música tradicional del Nariño y melodías tangueras para explicar un poco la ansiedad contemporánea de la ubicuidad mediática. En el tiempo de la híper conectividad, en el momento del mensaje instantáneo y la satisfacción a un clic de distancia, Feuillet se enfrenta a la ansiedad moderna con una canción que termina convirtiéndose en un coro de voces reales que desdibujan los avatares digitales en la era de la conexión inmediata.


Feuillet se sumerge en el aquí y en el ahora en medio de una cumbia rebajada que termina jugando con los lenguajes ralentizados del laging digital. Mezclando a su propuesta los sonidos digitales del Messenger y el WhatsApp, el pastuso nos exhorta a dejar de lado la necesidad de siempre figurar, de estar presentes todo el tiempo, sin realmente estar en materia viva en ningún lugar. Los meses del año pasado fueron difíciles en ese respecto y nos obligaron a volver a las virtudes del ciber espacio para conectar con quienes queremos, pero, en medio de ese viaje por la conectividad, nos olvidamos de lo esencial, de quiénes somos cuando nadie nos mira. Feuillet invita siempre a conectar con la vida a través del baile y es por medio de “Distraídos” que nos brinda la mano para que soltemos el teléfono inteligente y nos subamos a esta murga carnavalera para vernos el rostro, abrazarnos y sonreír sin filtros inteligentes.