Nunca es muy tarde para encontrarnos con la voz de Lianna

En el panorama de la música colombiana nadie tiene una voz como la de Lianna. Con una carrera que extiende ya por varios años, la cantautora colombiana ha sabido cómo crear un tapiz riquísimo de sonidos en el que converge la sensual y dolorosa cadencia del soul con la emoción del R&B y los beats del hip hop, creando un mapa colorido que nos da cuenta de los puntos clave de su corazón aventurero. La música pionera de esta hibridación en nuestro país bebe de una fuente inabarcable de influencias en la que el jazz se entremezcla con la música latinoamericana y la herencia africana, parte de nuestra identidad tripartita, y se transforma en un caudal rítmico poderoso lleno de energía y potencia. Es una voz propia, entrenada, rica y enérgica como ninguna en nuestro mapa y una mujer esencial para la escena urbana, pues ha prestado su regalo genético para enriquecer también algunas producciones con los MC más representativos de nuestro país.

 

Hace algunos años Lianna había presentado su primer larga duración, Paciencia, y en abril regresó para un segundo asalto titulado Como el agua, en el que se ve una maduración importante en su sonido, el cierre de un ciclo que sólo se consigue con el regreso a la raíz, a la esencia de su primera escuela. Como el agua es una apuesta por la música honesta, por la necesidad de la sinceridad enunciativa en tiempos de radio fórmulas, de relaciones inmediatas y fugaces, de auto tune. Lianna nunca había estado tan desnuda como lo está en esta nueva producción. Pero esta desnudez no la deja frágil a la intemperie, sino que la erige poderosa y enérgica, como una especie de guerrera de centurias atrás, como una amazona mítica que se vale de sus manos, de su voz y de su fuerza para lidiar con el mundo que la rodea, un mundo disfrazado y de ilusiones en el que la honestidad resulta en una respuesta necesaria frente a las sombras que proyectan frente nuestros ojos. Ahora, después de la presentación de varios videoclips, la artista paisa nos ofrece una nueva entrega de su universo visual con el audiovisual de “Muy tarde”.

 

Sobre un beat de Crudo Means Raw y la fuerza de un funk de tempo lento Lianna entreteje una historia de desamor, una coyuntura en la que debe enfrentar mente y corazón y decidir por su bienestar emocional antes que por la continuación de una relación infructuosa y abusiva. Sobre un juego de sombras y luces encontramos a una Lianna que metafóricamente escapa de la oscuridad que la circunda para erigirse libre y poderosa en un plano lumínico y esperanzador. En este sentido, el blanco y negro del principio funciona como una imagen del pasado mientras que el color y la luz la encuentran en un presente en el que es libre y está tranquila. Con interjecciones muy soul Lianna construye una balada poderosa bajo sus propias reglas, las de un mundo multiforme gobernado a su capricho y en el que su voz es reina de una realidad mágica que existe solo dentro de su maravilloso universo particular. Escuchen aquí el nuevo sencillo de Lianna antes de que se les haga tarde.

 

 

 

Share on Facebook
Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo
Please reload

Síguenos
  • YouTube Social  Icon
  • White Instagram Icon
  • Facebook Basic Square
  • Twitter
  • Facebook Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon