• Ignacio Mayorga Alzate

Cinco canciones nacionales de octubre


En 120dB Bogotá estamos comprometidos con la amplificación de la cultura alternativa. Desde 2017 venimos reseñando y compartiendo las canciones de los creadores colombianos que sobresalen en medio del ruido del mainstream y las campañas agresivas de pauta a cargo de las grandes disqueras. Sin embargo, es tal la proliferación de nuevas voces en el ecosistema musical colombiano, que a veces nos es humanamente imposible compartir con nuestros lectores todo cuanto está pasando en la música local. Por eso, cada primera semana del nuevo mes vamos a compartir música que por falta de información o tiempo no pudimos reseñar. Es un esfuerzo que busca visibilizar la labor constante de artistas de nuestra geografía, reconociendo su valor estético y el poder de su propuesta de valor. Cada una de estas canciones merecía una entrada propia y haremos todo lo posible para que en el futuro podamos hablar a profundidad de su trabajo. Por lo pronto, aquí hay cinco lanzamientos de octubre que no quisimos dejar pasar bajo el radar.


NERDS – “El deporte”


Después de el éxito de su sencillo “Pretéritos perfectos”, el punk intelectual de NERDS ha regresado para dejarnos sin aliento. En sentido literal. “El deporte” es el primer sencillo de su próximo EP Tienda de discos, a salir en 2021, que marca una dirección divertida e irónica para esta banda capitalina llena de ecuaciones y experimentos sonoros. Este “fitness pop de alto coeficiente intelectual” es una suerte de La venganza de los Nerds (chiste obvio totalmente intencional) en el que la banda se pregunta por qué a las chicas les gustan los atletas y los victoriosos. Así, con imágenes irónicas y guitarras poderosas y dinámicas, el conjunto capitalino le canta una oda a todos aquellos que jamás sobresalimos en educación física, que sufrimos de calzón chino o a quienes nos encerraron en los lockers después de la ducha. Malditos recuerdos juveniles que jamás podremos suprimir. La canción es genial, en todo caso, y muestra a unos NERDS enérgicos y locuaces que traen consigo el nuevo sonido de un pop punk de avanzada, solo para intelectuales.



TSH Sudaca ft King Capo – “Maktub”


El rapero de ojos de jade regresa junto al enorme King Capo para la tercera carta de su próximo EP, del que ya ha presentado “Géminis” y “Gael”. El bogotano presenta una reflexión sobre el destino ya labrado antes de nuestra existencia en el polvo del espacio, sobre cómo el camino que seguimos hace parte de un plan divino más grande que nosotros que a veces no logramos reconocer por nuestra propia finitud y levedad. Con este lanzamiento, también se inaugura el sello Sudacas por el mundo, un sello discográfico independiente que reúne artistas visuales, beatmakers, graffiteros, ingenieros de sonido, raperos y más para crear y colaborar en conjunto. El basto universo del Hip Hop será el punto de encuentro para todos estos creadores de distintas disciplinas. Así, TSH Sudaca continua construyendo un universo en el que todos cabemos si sabemos escuchar los lenguajes invisibles del mundo, esos atisbos de magia que hay en el día a día, siempre que sepamos mirar con atención las maravillas que circundan nuestro refugio de piel y huesos.



Monokike – “Perreo mamerto”


No hay que mencionar a Milmarías para hablar de MonoKike, el proyecto solista de Kike Bejarano o Kike Milmarías, quien ha decidido lanzarse a un viaje musical que él mismo ha denominado “Tropi trap”, una apuesta estética en la que el trap colinda con tintes de pop e imágenes románticas urbanas y divertidas. Bejarano siempre ha estado trabajando del lado de la música tropical, llevando sus influencias a nuevas dimensiones sónicas de la mano de proyectos como Milmarías o La Pulpa. Ahora, en su aventura solista, se inserta irónica y heroicamente en medio de la discusión en torno del trap latino, sin abandonar del todo su lado tropical, pero llevándolo en nuevas direcciones a partir de producciones orgánicas y elocuentes. Ahora, el artista rolo regresa con un perreo deconstruido en el que se permite reflexionar sobre el álgido clima político de nuestro país, mientras hace una crítica perspicaz a cómo ciertos discursos hegemónicos en el entretenimiento a veces nos ciegan de las cosas vitales, como los líderes sociales a los que están matando como moscas. Y es verdad. Y lo saben.

Sebastián Silva ft Pio Perilla – “Seamos”


Maldita cuarentena. Muchos pudieron medir el estrecho lazo que tenían con su pareja y afianzar el vínculo de confianza mutua, mientras que muchos otros vimos como nuestras ilusiones se desvanecían en el éter por la distancia, la falta de compañía o el riesgo de contagiarse de la peor enfermedad en más de un siglo que ha azotado a la humanidad con su látigo de gérmenes y estornudos. Sin embargo, el arte tiene la posibilidad de curar heridas y de encontrar en el ejercicio creativo la posibilidad de construir un sentido en medio del absurdo paso de los días. Por eso este featuring entre Sebastián Silva y Pio Perilla nos sobrecoge el corazón con su sensibilidad pop y sus acertadas figuras retóricas. Quizás junto a ellos estaremos menos solos o encontraremos algo de paz en estos días extraños. En todo caso, “Seamos” es una canción hecha a distancia que se siente muy cerquita del corazón. Y eso ya lo vale todo.



Ismael Ayende – “Herrán Hay”


Ismael Ayende viene de una montaña mágica, un territorio lejano y, sin embargo, extrañamente familiar. Con una propuesta que apropiadamente bautizaron como psicosurf hace siete años, la banda bogotana ha logrado crear un sonido en que convergen las sonoridades de la música andina con el frenesí del surf setentero norteamericano. Con dos largas duraciones y dos EP, este contestatario conjunto ha llegado al panorama musical colombiano afianzando una sólida base de seguidores. En 2017 tuvimos las últimas noticias de la banda con el lanzamiento de su segundo EP Los malos espíritus, un trabajo elegante de cuatro cortes en el que empezaba a perfilar una nueva dirección musical. Luego de ello, silencio prolongado. Ahora, tres años después de ese lanzamiento esencial, Ismael Ayende regresa con “Herrán-Hay”, que sucede a su lanzamiento de mayo “La sangre”. Es un corte instrumental en el que la banda continúa expandiendo su promesa de valor con la exploración de ritmos latinoamericanos que se suman a su influencia andina, creando un híbrido poderoso en el que habitan varias identidades colindantes que se retroalimentan. Es fantástico.