• Por Redacción 120dB

Detective Wadd lanza su nuevo disco “¡Cuánta porquería!”, punk visceral y estruendoso


Detective Wadd es una agrupación colombiana que nace de la reunión de cuatro amigos, quienes habían participado en diferentes bandas de diversos géneros dentro del rock durante años. En esa ocasión, querían encontrarse para hacer música, divertirse un rato, tomar cerveza y tocar punk rock, un género que siempre habían escuchado, pero nunca interpretado. Después de varios ensayos y de ver la evolución del grupo, grabaron un EP que fue determinante, pues al ver la acogida que tuvo ante el público, Andrés 'El Animal' Gaviria en la voz, Xekthor en la guitarra, Juan Esteban Álvarez en el bajo y José Julián Mejía (Repe) en la batería, decidieron llevar el proyecto con el orden y la seriedad que una banda con sueños y proyecciones merece. Con Cansados del trabajo, la familia y el amor… y todo lo demás, su primer EP, la banda empezó a darle forma a un sonido rudo y visceral que cristalizaría en 2018 que la publicación de De la calle, el barrio y algunas miserias, vol. 1. Ahora, el ensamble colombiano presenta su segunda placa discográfica: ¡Cuánta porquería!, un álbum basado en la rebeldía, la inconformidad y el odio hacia algunos comportamientos de la sociedad y del gobierno nacional.


"La intención de nuestra propuesta musical es, ante todo, hacer música que nos guste, que la gente se la pueda sollar, disfrutar, bailar, poguear y cantar. En general, sentirse identificados con lo que hacemos. Queremos dar a conocer y expresar nuestras ideas y hablar de lo que queremos sin filtros", comenta el grupo. ¡Cuánta Porquería! es un álbum que da cuenta del ensamble de la banda, la madurez y claridad de sus ideas. El concepto es cercano a la ideología del género desde hace más de cuarenta años, pero que desafortunadamente sobrevive a la luz de las nefastas circunstancias que no hacen sino empeorar. Todos estos elementos quedaron plasmados en el sonido, las letras y en el diseño de la carátula. Es un álbum que denota una mayor claridad ideológica y una inteligencia compositiva que aborda sonidos extremos y melodías radicales que pegan con poderío y cruel ironía. "Al ser el segundo disco, pudimos encontrar un sonido que nos dejó satisfechos; además, el trabajo de las líricas se hizo de una manera más organizada y todos aportamos ideas en toda la composición", agregan. ¡Cuánta porquería! tiene un rango sonoro más grueso, explorando influencias del ska de la segunda ola, los sonidos referenciales del punk colombiano, el trash y, para tu sorpresa, el jazz.


“El Ska” junto a Guillo de Mojiganga y La Suite Ska es uno de sus sencillos promocionales. La canción invita a salir del molde, escapar de la rutina y a no vivir del qué dirán. "En una reunión, mientras tomábamos unas cervezas, salió la idea de componer un tema con influencia ska. Empezamos a trabajar en ensayos y cuando terminamos la canción nos pareció que unos vientos podrían encajar perfectamente por lo que invitamos a nuestros amigos de La Suite Ska, quienes aceptaron con gusto. Luego quisimos darle ese aire callejero y crudo que nos caracteriza, entonces invitamos a Guillo de Mojiganga a que se uniera con su voz y, obviamente, puso toda la energía y buena disposición a la canción". Con pesos pesados del ska punk en su propuesta, Detective Wadd logró un sonido radical y tropical, un corte para cogerse a porrazos en la playa y celebrar después que seguimos vivos, que, a pesar de todo, no nos quitan lo bailado los corruptos del gobierno ni los represores que se ocultan bajo cascos numerados y armamento militar prohibido en todos los países del mundo, menos en el nuestro.


Su segundo sencillo es “¿Cuánto más?”, una canción que nació de forma espontánea, de charlas entre amigos, reflexiones en medio de cervezas, momentos y pensamientos personales hablando de lo duro que a veces es levantarse, el tedio que genera la rutina diaria o el hastío de ver siempre lo mismo en los medios y en el actuar de quienes deberían ayudar y servir. Pan de cada día en un país desigual y sin memoria como el que habitamos. Además, el disco está compuesto por siete cortes más que exploran la manipulación mediática, el nihilismo existencial y el caos urbano. La propuesta de valor de Detective Wadd es un punk hasta la médula que de igual manera reconoce las muchas corrientes que han nutrido el género del punk a lo largo de su plural y coral historia. La banda hace música para quienes les gusta el punk, las letras contestatarias y rebeldes, el sonido crudo y fuerte y los conciertos con mucho pogo. ¡Cuánta porquería!, sin embargo, denota una evolución en su sonido y un robustecimiento de su identidad sonora, lo que le permite llegar no solo a la cultura de las crestas, sino a un espectro poblacional que igual y está cansado de toda la porquería estatal, que también se mira en el espejo y reconoce lo que debe cambiar para que este sea un espacio más participativo, humano y ameno. Párenle bolas.